« Home | Una noche en Pinar de Rocha » | Dale gracias » | Cuando House perdió un caso » | Final » | Costos » | El campo llega a la pantalla grande » | Buenos Aires, jueves al mediodía » | Cambio de canal » | La semana de la violación de Charly » | Buitres » 

29.6.08 

Vida y muerte de Harold Crick

Acabo de ver por segunda vez Stranger than fiction, de Marc Forster, la peli en la que Harold Crick (Will Ferrell) empieza a escuchar una voz que relata su vida, y empieza a entender que es un aburrido personaje de novela, y que está a punto de morir. Y creáse o no, volví a llorar en la escena de la muerte, y volví a disfrutar los diálogos con el Profesor Hilbert (nada menos que Dustin Hoffman), volví a enamorarme de Ana Pascal, la repostera que hace Maggie Gyllenhaal (será que tengo mi propia repostera en casa), y a perdonarle todo al personaje de la gran Emma Thompson. Hace poco, revisando una vieja edición de Página descubrí que Luciano Monteagudo -un crítico al cual respeto, y mucho- le puso apenas 6 puntos, tirándole mala onda por un recurso remanido desde Pirandello y, más cerca en el tiempo, Quieres ser John Malkovich? En estas ocasiones me siento como se debe sentir más de un consumidor de música frente a algunas cosas que escribimos los periodistas de rock: que el periodista está algo encallecido y no puede dejarse llevar, disfrutar una peli con alma, que te toca ciertas terminales nerviosas y emotivas, y te hace sentir vivo.

Etiquetas:

Es la primera vez (o la primera en mucho tiempo quizás) que leo una autocrítica de un periodista de rock (o como se llamen), y tan bien llevada. Excelente la comparaión.

Y, por lo menos en mi caso, no estás errado en cuanto a la extraña sensación que uno siente, a veces, al no ser correspondido en el sentimiento y la emoción que determinado artista puede despertar en uno, y cuya música es comentada cómo si se tratara de una charla interna entre un grupo de periodistas.

Saludos!

Es una buena película, pero Will Ferrell nunca me termina de convencer. Que el recurso sea algo remanido no le quita mérito. Yo la veo algo cercana a ¿Quieres ser John Malkovich?, aunque mucho más a The Science of Sleep de Gondry. Por cierto, Be Kind Rewind es una bomba. Altamente recomendable.

Si, posta, peliculon.. la escena que se sepilla los dientes es lo mas.. pero.. queria hacerte una pregunta donde es que conseguiste la maquina repostera? yo fui a 11, pero no encontre nada..

Una gran película, muy bien escrita sobre todo.
A diferencia de muchos, me gusta que los periodistas utilicen su propio criterio apra reseñar películas o discos o libros, y siempre es interesante lo que dicen... pero no tenemos que estar de acuerdo, claro. A veces los epriodistas reseñan para los colegas, los amigos o las modas, no para los usuarios, lo que veces lleve a despreciar una película como esta, que sin dudas es una de las mejores comedias de los últimos años. Adscribo a aplaudir la parte en que se cepilla los dientes, y doy mención especial a la negra que quería ayudar a la escritora, que me mata por lo rídiculo de los métodos que usa.

uy, si. por eso será q no me gusta criticar ni leer criticas... porq cómo se puede describir una sensación personal, un olor, un gusto, cierto sabor subjetivo de algunas cosas...

saludos!

Publicar un comentario

Responsable

  • Eduardo Fabregat
  • Buenos Aires, Argentina
Prontuario
Powered by Blogger
Creative Commons License
Este blog está bajo una licencia Creative Commons Argentina.